INICIO

21 marzo 2016

JON IRABAGON Inaction is an Action


JON IRABAGON
 Inaction is an Action
Jon Irabagon sopranino
Grabado en Chicago 29 de diciembre de 2014.
Irabbagast Records 005-2015


Irabagon  recupera ya desde este título polémico y una burda portada que es un triste bodegón con saxo, contraste entre naturalezas muertas, su ejercicio como agitador conceptual. Cuestión ya manifestada repetidas veces desde el grupo antes citado y sobre todo en su versión "al vacío" de MOPDTK

Peter Evans y Jon Irabagon son los cerebros de MOPDTK, músicos sobrados de talento y recursos técnicos para adaptarse a cualquier contexto, dentro de la calidez del jazz clásico (ganó el primer premio del prestigioso Monk Competition) o cerca de fría Música Contemporánea (Stokhausen). Son, además, dos personalidades incisivas respecto al Arte y aquéllas obras que marcan una antes o un después. En el difícil discurso en solitario ambos muestran solvencia e inconformismo. Los primeros destellos turbios del disco asemejan su planteamiento. 


El enfoque entre músico e instrumento supone un diálogo profundamente íntimo pero también acerado, exigente y en cierto modo dramático. Como ya hicieran Anthony Braxton en For alto (1970) y luego John Zorn en Locus solus (83), Irabagon se enfrenta a todas la posibilidades expresivas del soprano más difícil desde un planteamiento construido sobre  técnicas de emisión del sonido. Es decir, un trabajo basado más en texturas que notas naturales. Aunque las haya de manera evasiva en The Best kind of sad y algo en Ambiwinxtrous.

Antes de ser lo que conocemos como virtuosismo instrumental, Irabagon ofrece más bien una experiencia sobre fenómenos sonoros. Para ello convierte su instrumento en varios otros, algunos sugieren tesituras de otras culturas. Para ello usa las más diversas técnicas creando figuras o colores imposibles desde los multifónicos, los pianísimos, los sobreagudos y la fisicidad que desprende la desfiguración del aire.


Como cabía esperar, este desafío solista envía un mensaje completamente distinto a la ingenuidad de la portada. A lo largo de 8 temas añade elementos actuales sobre la ejecución a solo con el soprano que rejuvenecen el legado de maestros como Roscoe Mitchell (Solo concerts) o Steve Lacy (Sands).  

MOPDTK en directo & The Coimbra concert





No hay comentarios:

Publicar un comentario